19Feb/124

Peor el remedio que la enfermedad

4 Comentarios    

Publicado por:Elio Campitelli.

Archivado en: Psicoanálisis

¿Jaque al diván?En medio del escándalo por la película Le Mur (“El muro”) que critica a la posición del psicoanálisis sobre el Trastorno del Espectro Autista (TEA) y fue silenciada por los mismos psicoanalistas lacanianos entrevistados en ella, la revista Viva publicó un artículo que no sólo toma al psicoanálisis como válido, sino que promueve una serie de agregados faltos de sustento científico como la respiración holotrópica, las "plantas sagradas" y demás.

Ésta es una respuesta, firmada por varios profesionales en psicología y organizaciones de difusión del pensamiento crítico. Se permite —¡y alienta!— la difusión, tanto compartiéndola como publicándola en sus blogs (si tienen uno) .

Peor el remedio que la enfermedad

El 29 de enero de 2012 la revista Viva (Clarín) publicó un artículo escrito por Alba Piotto (apiotto@clarin.com) titulado “¿Jaque al diván?” que fue nota de tapa con el nombre “¿Hay que jubilar a Freud?”. En él se presentan una serie de anécdotas de terapeutas que utilizan “recursos menos ortodoxos” que el psicoanálisis tradicional para tratar a sus pacientes. Más o menos ortodoxo, el psicoanálisis no ha demostrado eficacia en el tratamiento de los trastornos psiquiátricos o psicológicos porque no se ha interesado en someter a prueba sus intervenciones mediante estudios científicos controlados como se realizan en todas las ciencias aplicadas. Ello se advierte en la ausencia de este modelo en los listados actuales de intervenciones psicológicas eficaces. Que prevalezca en Argentina frente a otras orientaciones constituye un fenómeno local que está modificándose (quienes sufren buscan otras opciones, no alternativas de lo mismo).

Respiración holotrópicaEs preocupante que una nota que en principio podría haber sido una descripción de las distintas terapias psicológicas y de su grado de eficacia, haya devenido en la promoción de una mezcla de “terapias” sin basamento científico y presente al psicoanálisis con agregados como alternativas de intervenciones psicológicas. En este abanico de pseudociencias se menciona “mixturas” extremas como complementar psicoanálisis con tarot y astrología. Para agregar más leña al fuego, Piotto decidió entrevistar a defensores de la “respiración holotrópica” y afines, todas ellas basadas en el “pensamiento mágico”. La única referencia a la evidencia que realiza la nota es un comentario al margen con la alarmante certeza de que “ya nadie discute el efecto de la meditación en el tratamiento del cáncer, el SIDA y los trastornos de ansiedad”, afirmación sencillamente falsa.

Hace décadas que los científicos están abocados en la búsqueda de métodos terapéuticos efectivos, apoyada en los resultados de ensayos clínicos y que se nutre de disciplinas relacionadas como la fisiología, la biología y las neurociencias en general. De estas investigaciones surgieron las listas de Terapias con Apoyo Empírico (TAEs), donde se incluyen intervenciones con distinto grado de eficacia para diferentes trastornos. Casi todos ellos tienen un enfoque Cognitivo-Conductual. También existen estudios donde se muestra la necesidad del uso de psicofármacos en muchas patologías. Ni las TAEs ni los estudios actuales en neurociencias han resuelto completamente el problema de la enfermedad mental. El camino es sinuoso y elusivo, pero al menos existen alternativas más válidas que los “mitos urbanos” mencionados en la nota. Por lo cual como ciudadanos y científicos creemos que es una irresponsabilidad social publicar este tipo de notas que para un lector informado le resulta humorística, irrisoria, casi grotesca, pero que puede perjudicar a la población en general, si es que se la toma en serio.

Lic. Laura Galasso (Psicóloga, Directora ECCOT/ Equipo Cognitivo-Conductual)
Lic. Gerardo Primero (Lic en Psicología, docente e investigador UBACyT).
Elio Campitelli (Círculo Escéptico Argentino)
Dra. Alba E. Mustaca. Jefa del Lab. de Psicología Experimental y Aplicada (IIM-CONICET-UBA)
Ricardo Pautassi (Presidente Asociación Argentina de Ciencias del Comporamiento)
Alejandro J. Borgo (Director CFI/Argentina)
Lic. Ezequiel Benito (Asociación para el Avance de la Ciencia Psicológica)
Dr. Daniel Politis (Cátedra Neuropsicología, UBA, investigador CONICET).
Lic. Germán Pablo Otero (Psicólogo, Neuropsicólogo, investigador CONICET).
Dra Julia Ramírez (Psicóloga, Médica psiquiátrica)

Comentarios (4) Trackbacks (1)
  1. les aconsejo leer Psiquiatría, psicoanálisis y la nueva biolgía de la mente del premio nobel de medicina Eric R. Kandel y A cada cual su cerebro de Magistreti para que dejen de decir disparates sobre el psicoanálisi. Las nuevas neurociencias danj a la palabra un enorme valor y se validan y se respetan las teorias freudianas que entran ya, en la categoría de Ciencia y no de pseudo ciencias como el fundamentalista Bunge la cataloga.

  2. Primero, el psiconalisis no es una unidad clara que pueda poder puesta a prueba (lo cual es un problema), algunas de sus variantes han dado alguna evidencia de tener algún efecto distinto al placebo.
    Por otra parte hay muchisima investigación sobre una forma de meditación denominada mindfullness, que es de origen budista, y de ahí se han adaptado varias terapias que se han demostrado efectividad (e.g., los trabajos de Hayes, Linehan, Jon Kabat Zin).

  3. Para empezar, es erróneo asignar el título de “pseudocientífico” a conocimientos que no se jactan de ser científicos (ni les molesta no serlo); exigir que una revista dominguera presente evidencia al respecto es un argumento irrelevante, que se vuelve un ataque innecesario.
    Por otro lado, en el artículo original hay un famoso primer plano de Jung, cuya literatura y teoría complementa los lenguajes simbólicos del tarot y la astrología con la terapia psicoanalítica. Afirmar que esta es una “mixtura extrema” es un desatino por parte de los especialistas que firman, como “lectores informados” que se jactan de ser. Asumiendo que no desconocen esta vertiente epistemológica, se puede ver otro ataque innecesario.

    Considerar que estos enfoques “alternativos” son menos válidas científicamente es correcto. Sin embargo es incorrecto considerar que son inválidos como enfoques por ser meros “mitos urbanos”, ya que su validez radica precisamente en su carácter “mítico”.

    Además, considerarlos peligrosos si se los toma en serio para el abordaje de patologías tratables mediante las TAEs, es correcto. Pero al mismo tiempo reírse de su condición de “alternativos”, es otra vez intolerante, además de irresponsable, en el sentido de una incapacidad para responder frente al fenómeno persistente y creciente de la existencia, al menos en Buenos Aires, de enfoques “alternativos” a los modelos psicológicos biologicistas, pero perfectamente válidos en sí mismos, aunque “sólo” sea para la autoexploración espiritual.

    Ya que no estamos en Francia ni Estados unidos, sería producente y muy interesante que los psicólogos del Río de la Plata aceptaran su lugar en el mundo y aunaran sus esfuerzos en pos del desarrollo del conocimiento y la complementación claramente delimitada entre enfoques.

  4. Es lamentable que desde los medios se siga apretando el gastado boton del psicoanálisis. Y lo mismo ocurre con instituciones respetables como “El bancadero” – dedicada al tratamiento de psicopatologias,- creada por Alfredo Moffat – que se sigue presentando como “predominantemente psicoanalitica”(!!!!)


Es recomendable (aunque no indispensable) que antes de postear un comentario te loguees o registres. De esa manera, tu comentario aparecerá con tu avatar seleccionado y será relacionado con tu usuario.

Deja un comentario


*