Parejas no escepticas

Inicio Foros Comunidad El ágora Parejas no escepticas

Este debate contiene 13 respuestas, tiene 5 mensajes y lo actualizó  Carolina hace 4 años, 9 meses.

  • Autor
    Publicaciones
  • #29083

    kurga87
    Miembro

    <IntroduccionInnecesaria>

    Perdon por mi desaparición por estos lugares, pero es que al poco tiempo de registrarme hice un par de viajes, volvi y tuve mucho trabajo y después, sinceramente, me olvidé que estaba registrado en este foro. Pero aca estoy nuevamente, y espero poder pasarme mas seguido.

    </IntroduccionInnecesaria>

    Bien, la idea de este tópico es conocer la situación de todos respecto a sus parejas (anteriores y actuales), siendo sus novios/as creyentes en algo.

    En mi caso estoy de novio con una católica apostólica romana, pero que no es para nada practicante de la religión (muy rara vez va a misa). También le gusta leer los horóscopos (si es que tiene alguno a mano, no es que busca todos los días leer su signo) y en su casa creen que en una de las habitaciones hay un fantasma.

    Alguna que otra vez hemos tenido debates sobre el tema, pero siempre fueron cortos y hasta quizás con poca seriedad. A veces me gustaría salirle con estos temas en un tono serio, pero me da cierto miedo que, a pesar de que no le de tanta importancia, pueda enojarse bastante por algo que quizás era mejor dejarlo así.

    Asi que en fin.. ¿Han estado en alguna situacion parecida? y de ser así.. ¿Ignoraron la “diferencia” de opiniones? ¿Han debatido sobre estos temas? ¿Han tenido discusiones fuertes? ¿Cómo creen debería manejarse el tema?

  • #35974

    Carolina
    Miembro

    Hola!!

    Es interesante tu pregunta, y WOW!! Un fantasma! Bueno, la verdad es que la diferencia es muy grande entre vos (si sos escéptico de pura cepa) y ella.

    Quizás si dijeras que ella se pregunta si hay algo detrás de la materia, porque no puede comprobar la inexistencia de Dios, estaría más cerca de tu tipo de estructuración mental racional.

    Tenés que ver ese tipo de características en las mentes para satisfacer tu inquietud.

    Con esto quiero decir que lo que estás planteando ve más allá de una compatibilidad entre un escéptico y no escéptico , sino entre un tipo de mente y otro tipo de mente totalmente diferente.

    En mi opinión, no me parece que el escepticismo sea una traba a nivel relacional entre las parejas, pero sí la diferencia de profundidad filosófica y racional podría serlo.

    Por ejemplo, te cuento mi caso, yo no soy estrictamente escéptica, sólo porque no puedo probar la inexistencia de Dios, entonces no puedo asegurar que Dios no existe, sino sería otra creencia (creer en la inexistencia de Dios). Solo puedo hablar de la irrelevancia de hablar de Dios en la cotidianeidad, pues el modelo material me basta para satisfacer mi vida. OK?

    Así, yo puedo (y pude) compartir con un hombre escéptico, pues a la vez me tranquiliza en que no estaremos hablando de Dios y discutiendo cosas que no tienen respuesta, o sea, no estaríamos perdiendo tiempo y saliva en hablar de cosas innecesarias.

    Pero si me caso con un católico con el que encuentre limitaciones en cuanto a que esto o aquello es pecado, y él no quiera plantearse racionalmente el origen de tales creencias, no lo soportaría ni una tarde!!

    Una cosa es considerar que puede haber algo más y otra muy diferente es basar la vida cotidiana en ciertas creencias que acotan los límites de esa realidad cotidiana.

    Creo que allí es más por donde tendrías que buscar compatibilidad o incompatibilidad

    Saludos :)

  • #35975

    Elio Campitelli
    Keymaster

    Mi novia en su momento creía que el Psicoanálisis era válido, pero se le pasó cuando tuvo que cursar Psicología del Arte (que podría llamarse “Freud”) y tuvo que leer al barbudo y sus incoherencias.

    Por lo demás, es una mujer muy inteligente (la inteligencia es sexy, no lo olviden :D) que entiende el valor de la rigurosidad científica y el pensamiento crítico. Aunque a veces tiene algunos deslices postmodernos y me acusa de “positivista” :P.

    Yo creo que más que las conclusiones lo importante es el proceso. El respeto a la evidencia y la investigación científica es fundamental para tener un buen debate, aún con alguien que no comparta la misma posición.

    Esto es una firma

  • #35976

    Carolina
    Miembro

    Otro punto importante a tener en cuenta es el tipo de pareja que te planteas como necesaria en tu vida.

    Hay parejas que se manejan como amigos, en el sentido de que dialogan mucho y comparten pensamientos en forma permanente, estas personas suelen ser de características similares entre sí.

    Pero si te planteas una pareja por oposición complementaria, la cosa cambia, lo opuesto se vuelve atractivo.

    Es interesante lo que dice Daneel, a él le resulta sexy la inteligencia, le resulta interesante compartir un punto de vista metodológico con su pareja y debatir con ella.

    Yo he conocido hombres que, por el contrario, consideran que la inteligencia (y sobre todo el esepticismo) es sinónimo de cierta “falta de feminidad” en la mujer, pues la hace ver autosuficiente, fuerte y que no se siente desprotegida, y por ende les produce la sensación de “falta de fragilidad” al ver una mujer más intelectual que emocional (esto dicho por estos hombres).

    EDIT: Como un ejemplo, mi padre es ingeniero, agnóstico y escéptico total, es un hombre muy inteligente además. Sin embargo él eligió a una mujer católica (mi madre) y ella no es demasiado practicante pero cree en Dios, tampoco es muy iluminada intelectualmente (es de inteligencia media a básica). En el caso de mi padre piensa que la mujer debe tener cierta fragilidad y vulnerabilidad para que le resulte sexy. Y pintando la escena de manera cómica, prefiere a una chica de Tinelli antes que a una de Tecnópolis :D

    Es machista, obvio, pero bueno, es así y no lo va a cambiar y son muy feliz matrimonio ellos.

    Por eso hay que ver qué tipo de relación es la que consideras que te va a vos.

  • #35977

    elton
    Participant

    En mi caso la cosa pasa por diferencias de objetivos. Yo trato de creer en cosas que sean ciertas, más allá de que puedan ser duras o desagradables, replantéandome periódicamente las cosas que creo. Mi mujer prefiere creer en cosas que la hagan sentir bien; si de casualidad resulta que además son verdad, fantástico, si no son verdad entonces el tema no se toca ya que para ella “cada quien puede creer lo que quiera”. Por ejemplo, hemos tenido discusiones respecto a la homeopatía, la religión o el tarot que derivaron en peleas horribles; sin embargo, si hay que comprar algo desde papel higiénico hasta un auto o negociar un préstamo bancario, ella está muy a favor de investigar quien dice la verdad y quien te trata de vender un buzón. Es decir que presenta un doble estándar que va del pensamiento crítico al pensamiento mágico, muy común en mucha gente por lo que he comprobado, en donde la razón no logra penetrar el campo de fuerza que rodea a las ideas mágicas y luego de años de estar juntos he aprendido que desgraciadamente hay cosas de las cuales mejor ni hablar para no amargarme.

    Esto de no tocar ciertos temas es también una estrategia basada en cosas que he leido (si encuentro algún link lo agrego) respecto a cómo las creencias forman caminos neuronales y que tocar ciertos temas activa dichos caminos y los hace más fuertes, es decir que refuerzan las creencias (alguien trató de razonar con un creyente? terminan más emperrados que antes). Es también la razón por la que quien es indoctrinado desde chico, es muy difícil que abandone las creencias porque tiene mucho tiempo más de uso de dichos caminos neuronales. La forma más rápida (a veces también la más dolorosa) de romperlos es un shock que interrumpa su funcionamiento, por ej. al que se pasa el día rezando, un día se le muere un hijo de cáncer por más plegarias y velas, y eso les da un “reality check” que sacude sus creencias haciendo que con algo de suerte, las abandone. Tal vez haya otra forma menos dura y que con el ejemplo del uso diario del pensamiento crítico uno pueda iniciar la caida de las fichas como en el dominó, pero es algo que lleva mucho tiempo y el resultado final es difícil de predecir. Para redondear, quiero decir simplemente que no es fácil morderse la lengua para mantener la convivencia con un creyente en lo que sea (ovnis, pseudociencias, economía, racismo, etc) y mucho más difícil aún es empujar el cambio.

    Saludos

    E

  • #35978

    Carolina
    Miembro

    Y Elton,

    Por qué querrías cambiarle la mentalidad a ella? Con ese criterio ella tal vez quisiera cambiártela a vos.

    Es decir, si se eligieron ambos es por algo, a lo mejor la diferencia hace al sabor de la pareja.

    Te parece que ella realmente debería cambiar? Y si cambiara, realmente te haría más feliz?

    Y es muy cierto lo que decís, que la razón no puede penetrar ni destruir una burbuja mágica en ciertas personas.

    EDIT: Lamento decirte que si una persona creyente se la pasa un mes rezando ante Dios para que salve a su hijito, y este niño muere, la persona creyente va a considerar que la voluntad de Dios siempre es superior a la voluntad humana, para eso es Dios. Por eso el creyente reza “…mas hágase Tu voluntad y no la mia”

    Pasa por estructuras mentales diferentes, un creyente tiene una estructura mental que difiere de la de un escéptico. Y ninguno de los dos va a ceder. Eso es algo que hay que tenerlo bien claro.

  • #35979

    elton
    Participant

    Yo también creí en las cosas mágicas por mucho tiempo; eventualmente terminé tan lastimado luego de tantas mentiras que no pude seguir engañándome primero a mi mismo, y luego a los demás. Es por eso que quisiera evitarle la pena si yo pudiera hacer algo. Pero por sobre todas las cosas, yo pienso que las creencias modelan las acciones y las acciones tienen consecuencias, para uno y para los demás. Si el creer en la homeopatía hace que, por ejemplo, en vez de ir a ver a un oculista pierda un ojo por tomar gotitas, o que se patine la guita en algún tarotista o en cursos para leer el aura, eso también me impacta a mí y al resto de la familia. Así que si bien puede parecer egoísta, es todo lo contrario; mi deseo de que mi mujer abandone el pensamiento mágico es por un bien mayor: el suyo, el mío y por extensión el del mundo en que vivimos. Creo que es una razón más que válida, más reponsable y mucho menos egoísta desde un punto de vista global que decir “cada quien cree lo que quiere”, ya que nadie vive en una isla y lo que yo hago, te impacta a vos también.

    Por cierto, ella tal vez quisiera cambiarme la mentalidad como bien decís, ya que siempre es más fácil no pensar. El tema es que yo ya pasé por esa y aprendí a los golpes, y además supe aprender de las experiencias ajenas, así que hay poco o nada que nadie pudiera decirme hoy en día que me haga volver a creer que es mejor tomarme unas gotitas homeopáticas que darme una vacuna contra el tétanos o la malaria por ejemplo. Además, es por consistencia; si dudo de quien me vende un televisor o un auto usado, porqué no dudar de quien me promete que el amuleto cuántico me va a curar del cáncer, o que el detector de bombas con el holograma de frecuencias galácticas positivas sirve para algo, sin evidencia que respalde lo que dice?

    Y si me haría más feliz que cambie? Immensamente. Un mundo en el que todos nos cuidamos unos a los otros es un mundo mucho mejor que aquel en el cual algunos se lavan las manos y esperan que un dios invisible los proteja y los cure, o en el que la ignorancia causa sufrimiento innecesario y se cobra vidas ajenas.

    Ahora bien, la excepción al pensamiento mágico la hago cuando se disfraza de diablita 😆

    E

  • #35980

    Carolina
    Miembro

    Jaja!! Esa parte es buena, sin dudas 😆

    Te cuento que en mi caso, mis creencias no cesaron por ejercicio de la racionalidad, simplemente fui viendo el “arte” de la superchería y su negocio macabro y comprendiendo al mentira en ello.

    Pero muy lejos de volverme escéptica “de pura cepa” (como en tu caso) se me ha sofisticado la cosmogonía al punto en que la razón se ha entrelazado explicando las “capas suprasensibles” hasta un punto en el que ciencia y espiritualidad pasaron a ser dos caras de una misma moneda. Y ahora se ha vuelto un sólido indestructible e indivisible, tanto el pensamiento racional como la espiritualidad.

    Si te preguntás qué hago entonces en este foro?

    Te respondo, me encanta el pensamiento crítico, y en ustedes encuentro esa posibilidad de escrutarlo todo sin caer ciegamente en la creencia. Eso es maravilloso y es algo que me encanta compartir con ustedes.

    Detesto relacionarme con gente creyente pues no abordan de un modo racional sus creencias y no tienen capacidad de autocrítica sobre ese campo mágico.

    Sé que paece contradictorio, sin embrago es posible razonarlo TODO.

    Lo importante de la razón es que puede evitarnos la superchería, y con ello, evitarnos sufrimientos estúpidos, como lo que mencionabas de entregar un ojo enfermo a una supuesta cura homeopática.

  • #35981

    kurga87
    Miembro

    Bueno.. cuantas palabras!

    En principio, no creo ser esceptico de pura cepa, pero debo estar jodidamente cerca jaja..

    Lo del fantasma es en una sola habitación, que hace rato se usa como “depósito” porque nadie se anima a dormir ahi (?). Pero bueno, es la palabra de toda una familia contra la mia.

    Yo no estoy poniendo en duda la compatibilidad que tengo con mi novia. No la elegí (si se me permite ese termino) a ella por sus creencias en contraposición a mi escepticismo buscando lo atractivo entre los opuestos. Tampoco por su inteligencia: no es bruta pero tampoco un genio; si no que simplemente ella me gusta por cuestiones de personalidad. De hecho, si me fijaria en el tema de las creencias, no estaria con ella.

    En realidad lo que me perturba respecto a este tema lo veo si lo estiro hacia el futuro. Hoy es fácil ignorar el tema y evitar la discusión; pero por ejemplo el día en que seamos padres.. ¿En que ambiente criaríamos a nuestros hijos? ¿Según mi punto de vista o el de ella? Porque yo digo que lo correcto es mi posición, pero ella no va a cambiar la suya asi porque si.

  • #35982

    Carolina
    Miembro

    Es importante saber que no existe un punto de vista único valedero (aunque uno considere que el de uno es el valedero y tenga las más fuertes razones del mundo para sostenerlo)

    Si ambos se gustan es porque hay algo valioso en ambos. Básense en eso, y “no le den de comer al fantasma” jiji

    Mirá, Elton dijo algo hermoso más arriba, dijo que su deseo es que su mujer abandone el pensamiento mágico por el daño que esto podría causarle al depositar su fe en pseudociencias y falsas medicinas.

    Es un sentimiento noble, hermoso y valedero.

    Quizás no logres cambiarla, pero lo importante es que vos estás ahi para protegerla.

    Mirá, respecto de los hijos, es compli aunque los padres sean escépticos, creyentes, o lo que sea… Sabés por qué? Pues porque siempre los padres (cada uno por separado) tratan de inculcarle sus hijos su forma mental privada, y eso es compli… siempre hay diferencias entre ambos en la pareja, y ustedes no serán los únicos en el mundo con ese problema.

    Yo no voy a ser una consejera matrimonial, ufff!! Nada más patético! Pero me parece que depende mucho de que ustedes se enfoquen en algo que trascienda a vuestras individualidades. Considerar que uno es dueño de la razón, o siquiera de una razón superior a otro… mmm… aunque uno pueda justificarlo, siempre tiene un tufillo a fundamentalismo y ego hipertrofiado. Eso seguro que es nocivo para los niños.

    He visto muchos divorcios con niños al medio a causa de esa actitud… Y es triste e injusto para los chiquitos.

  • #35983

    kurga87
    Miembro

    Es verdad lo de Elton. Y en eso estoy totalmente de acuerdo. Por suerte la tengo facil ya que no es muy confiada de medicamentos mezclas homeopaticas ni power balance, pero obviamente lo que mas deseo es que si le pasa algo vaya a una clínica, en lugar de ir a la iglesia.

    El tema de los hijos es complicado. Pienso en mi situación y vengo de una familia en la que la rama materna son cristianos, y en la rama paterna judíos. A mi mis viejos me dieron la posibilidad de elegir, pero no niego que de vez en cuando intentaban imponer (a escondidas del otro) sus creencias. Yo me daba cuenta de lo que pasaba, y quizás eso fue el puntapié inicial para ser lo que soy hoy. Pero a menos que otros esten en esa misma posición, no creo que mi experiencia sirva para transmitir lo que yo pienso.

  • #35984

    Carolina
    Miembro

    En mi opinión, considero que sos suficientemente inteligente y ella también ha de serlo, y eso debería ser basta para que puedan ir generando un camino de entendimiento mutuo. Y perder el miedo… y lo más compli investigar a fondo juntos sin cuestionarse mutuamente.

    Lo demás se ordena solo,

    No creo en la magia, pero el amor es lo que más se le parece.

    Saludos!

  • #35985

    Sir Arquimedes
    Participant

    En mi caso, por ser escéptico y ateo carga al sexo de un plus. Puedo admitir el placer absoluto sin perder el sueño por la excomunión, (como diría Silvio Rodríguez). Si le propongo a una mujer ser mi novia, mi esposa o simplemente mi amante, le propongo compartir un lapso de tiempo de esta biología efímera, única, sin reencarnaciones, sin otros mundos, más que los que podamos apreciar desde un telescopio.

    No le propongo quebrantar las reglas de un puñado de pedófilos onanistas rodeados de oro y arropados con vestidos largos, pero que odian a los que se travisten.

    Creo que las mujeres con las que me relacione en mi vida (Salvo Laurita, mi primer novia de los 4 años, con la que nunca hablamos de estas cosas, ni le toque un pelo), fueron sin esperarlo escépticas, y ateas, pero he salido con alguna creyente, que tenia la creencia guardada en el fondo del último cajón de los pensamientos, tal vez como un residuo de su adiestramiento en la niñez. De la misma manera siempre me relaciones con personas no fumadoras de tabaco, que fume porro me es indistinto. Creo que si una persona fuma (tabaco) o tiene una chota cruz en su cuello, o la medalla de la Virgen Niña entre sus tetas, me condiciona de manera negativa. Tal vez parte de la atracción en la otra persona es que no tenga esas características tan inmundas para mí. Así como no podría besar una boca con olor a Marlboro, mucho menos podría besar una boca que repite de manera automática y casi compulsiva, pasajes de un libro obsoleto que tiene más de dos mil años y no fue capaz de leerse La Breve Historia Del Tiempo. Además de los atributos físicos de cuando viene y cuando se va, de la mirada, me resulta altamente sensual que una mujer con su pensamiento me invite a volar por sitios a los que mi mente no va, ¿sino para que estar con una mujer? He salido con alguna persona mística que creía en que hay algo más allá, que piensaba que hay un ser superior, pero que no jodía más que eso, porque el ser superior le permite revolcarse conmigo y eso lo tome como una parte íntima de la mente.

    Pienso que lo que más me molestaría seria la práctica del cristianismo (aunque de cualquier religión sería lo mismo, lo que abundan son las cristianas), una persona que está en contra de los homosexuales, del aborto, de la eutanasia, que apoya a una institución como diría Carolina, pedófila de pura cepa, que va todos los domingos a adoctrinarse de la hipocresía y a pedirle perdón a un ser imaginario por haberse sido débil y fundirse en el deseo conmigo que a pesar de todos mi defectos soy un ser real; una mujer que le reza a un chacho de yeso, y que piensa que el sexo es solo para reproducirse, es una persona despreciable para mi, así que no se me ocurriría tener un encuentro pasajero, mucho menos compartir y disfrutar la alegría de vivir en un mundo sin dioses y contemplar juntos la belleza inmensa de la naturaleza sin las impurezas de la mente mística.

    AdeS

  • #35986

    Carolina
    Miembro
    Quote:
    que apoya a una institución como diría Carolina

    Hacía falta mi nombre en medio de toda tu apología?

Debes estar registrado para responder a este debate.