Re: proyecto youtube

Inicio Foros Círculo Escéptico Argentino Anuncios proyecto youtube Re: proyecto youtube

#33063

Sir Arquimedes
Participant

Adolf Hitler, jamás le hubiera prestado atención a una idea judía, por más plausible que esta fuera, que se puede decir del Psicoanálisis, en la Alemania, en la década del 30/40. Probablemente el Fürer hubiera mandado a la cámara de gas, a todo aquel que mencionara la palabra Psicoanálisis, pero no por su credibilidad, solo por ser un invento judío.

Prueba de esto es la bomba nuclear, que por ser un invento judío no permito a los alemanes arrojarla sobre terreno aliado, lo mismo sucedió con el Focke-WuIf Triebflügel, una maquina de despegue vertical, mezcla de helicóptero y caza, algunos submarinos y otros grandes éxitos.

Cabe destacar una lista de diez grandes inventos alemanes durante el perido del nazismo.

El sexto, es bastante paradójico, pues el ESCARABAJO de Volkswagen (auot del pueblo) es invento de un judío, Josef Ganz, copiado por los nazis, que nunca repararon en ello.

1. La prohibición de la vivisección. La Alemania nazi fue el primer país del mundo en prohibir la disección de animales vivos a través de una ley promulgada en abril de 1933. Tal y como veremos en el punto siguiente, y a pesar de la desgraciada paradoja de cometer terribles atrocidades sobre muchos seres humanos, eran defensores a ultranza de los animales. En esta imagen podemos ver animales salvados de la vivisección saludando Hermann Goering, primer ministro de Prusia. El cartel de la ventana dice “Prohibida la Vivisección”.

2. La conservación de los animales. Como adelantábamos, cuando los nazis llegaron al poder en 1933, se preocuparon mucho por la conservación de las especies nativas del país. De hecho, un año más tarde aprobaron la Ley Nacional de Caza (también conocida como Das Reichsjagdgesetz) que regulaba cuántos animales podían ser sacrificados por año, y establecía las temporadas de caza adecuada, ley que por otra parte, se ha ido extendiendo, con el tiempo, a muchos otros países. Sin ella, es posible que algunas especies como el lobo o el lince euroasiático, hubieran desaparecido de los bosques de Alemania.

3. Movimiento Anti-tabaco. Cuentan que una vez que dejó su adición, Hitler no podía soportar que fumaran a su lado. Así comenzó uno de los movimientos del tabaco más caro y eficaz de toda la historia. Los nazis prohibieron fumar en restaurantes y sistemas de transporte público y regularon severamente la la publicidad de tabaco y cigarrillos, incluyendo un impuesto sobre el tabaco. Todo ello contribuyó a que las estadísticas de consumo de tabaco en el país disminuyeran hasta cifras de 749 cigarrillos por persona y año (1940), mientras que ese mismo dato en EE.UU. era de 3.000 cigarrillos. Esta publicidad (“No lo devoras -los cigarrillos- sino que ellos te devoran a tí”) equivaldría al “fumar mata” de nuestros días.

4. Programas sociales. En la Alemania Nazi se impulsaron numerosos programas de bienestar público bajo la filosofía de que todos los alemanes debían compartir un mismo nivel de vida. Uno de los más famosos fue el denominado “invierno del socorro”, en el que nazis de alto rango y ciudadanos acomodados, salían a las calles para dar caridad a los más necesitados.

5. El Volkswagen. Literalmente significa “coche del pueblo”. Este vehículo fue presentado como el coche que cada ciudadano alemán podía permitirse el lujo de comprar al precio de unos 990 marcos del Reich (el precio de una moto pequeña). Hitler propuso a los diseñadores que tuviera la forma un escarabajo y desde ahí, hasta ahora. Eso sí, hacia el final de la guerra los recursos eran bajos y se dejo de comercializar al público en general, utilizándose únicamente con fines militares.

6. Autopistas. Aunque no fue idea originaria de su gobierno, Hitler estaba entusiasmado con la idea construir en Alemania la mayor y mejor red de carreteras de alta velocidad de Europa y no dudó en ponerla en marcha, empleando a más de 100.000 trabajadores. Un sistema que posteriormente fue emulado por la práctica totalidad de países desarrollados.

7. El padre de los cohetes modernos. El hombre que inventó los cohetes como los conocemos hoy en día, Wernher Von Braun, fue miembro del partido nazi. Ayudó a Alemania y los Estados Unidos en el uso de cohetes durante y después de la Segunda Guerra Mundial y, finalmente, se convirtió en ciudadano de los EE.UU. Su mayor logro fue sin duda el desarrollo del cohete Saturno V, que ayudó al hombre a tocar por fin la luna, en julio de 1969.

8. Innovaciones en el cine. Los nazis estaban muy interesados en el cine y la música como técnicas de propaganda y pilares de la cultura. La primera grabación conocida de cinta magnética fue un discurso pronunciado por Hitler. Un ejemplo de poderío del séptimo arte fue la película El triunfo de la voluntad (en alemán, Triumph des Willens), dirigida por Leni Riefenstahl, y que muestra el desarrollo del congreso del Partido Nacionalsocialista en 1934 en Nuremberg. Con un presupuesto desorbitado, se considera una de las piezas más importantes de la historia cinematográfica utilizando más de 30 cámaras y 100 técnicos para producir un largometraje de dos horas. Algunas de las técnicas ideadas en ese momento, aún se utilizan en los grandes estrenos de Hollywood.

9. Contribuciones a la moda. No hay más que echar un vistazo a nuestro alrededor para encontrar vestigios del sentido de la moda nazi. Tonos grises y negros, botas de cuero de suela gruesa, abrigos de piel o sombreros de pico, fueron algunos de sus ingredientes básicos. Como curiosidad, el fundador de Adidas, Adolf Dassler (cuyo apodo era Adi), fue también nazi. Lanzó unas zapatillas durante la guerra, y se las ofreció a atletas americanos y alemanes durante los Juegos Olímpicos de Berlín. El reconocimiento llegó cuando Jesse Owens ganó la prueba de sprint con las zapatillas de Adolf Dassler. No termina ahí la cosa, porque su hermano, Rudolf Dassler, el más ardiente de los dos, fundó la empresa deportiva Puma…Otro conocido nazi fue Hugo Boss.

10. Avances médicos. Y terminamos esta singular recopilación con los controvertidas contribuciones de los nazis a la ciencia médica, rompiendo por completo la ética científica, a través de pruebas inhumanas practicadas, inicialmente a voluntarios y posteriormente, a prisioneros de campos de concentraciones. A través del uso de la tortura, descubrieron información que es discretamente utilizada por los médicos y los científicos médicos de hoy. Así es como avanzaron en el estudio de la hipotermia, en el campo de concentración de Dachau, al someter a las víctimas de graves torturas: sumergían a sus conejillos de indias en tanques de agua helada o los dejaban fuera en el frío invierno para vigilar los cambios en la temperatura corporal, la frecuencia cardíaca, la respuesta de los músculos o la orina.

AdeS